Dietas hiperproteícas y sus efectos en la salud

Publicado 28th septiembre 2012 en Come sano

Las dietas hiperproteicas están de moda. Muchas personas las siguen por su cuenta y sin ningún tipo de supervisión, a pesar de que los especialistas no cesan de avisar que no están exentas de problemas para la salud, sobre todo, en pacientes con enfermedad renal o patologías hepáticas o niveles de ácido úrico elevados. Por otro lado, no solo es importante no abusar de las proteínas sino que también hay que tener en consideración su procedencia: un reciente estudio relaciona el consumo excesivo de carnes rojas con mayor incidencia de enfermedades cardiovasculares y de diabetes mellitus tipo 2, y un mayor riesgo de desarrollar cáncer de colon, esófago y estómago.

Con la llegada del buen tiempo a la vuelta de la esquina, muchas personas desean perder algunos kilos. Proliferan las dietas, y las que mayor furor causan son las hiperproteicas, como la dieta Atkins, versión más clásica que ha dado paso a las populares Pronokal y Dukan. A pesar de su popularidad, la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) considera que no hay pruebas científicas que asocien el consumo de proteínas con ventajas en el control del peso corporal.

Por otro lado, un estudio que comparó la eficacia de cuatro dietas adelgazantes basadas en una diferente distribución de carbohidratos, grasas y proteínas, evidenció que la pérdida de peso se relacionaba con la reducción de calorías más que por el tipo de alimentos que se tomaban.

De todas formas, el problema más importante no es la eficacia de estas dietas sino lo perjudicial que pueden resultar para la salud de las personas, sobre todo, si se prolongan en el tiempo. Algunos estudios cuestionan su inocuidad, como el efectuado por la doctora Antonia Trichopoulou, que registró la alimentación de casi 23.000 adultos durante 10 años, y demostró que seguir dietas hiperproteicas y pobres en hidratos de carbono de forma prolongada está asociado a una mayor mortalidad. Por otra parte, la Agencia Francesa para la Seguridad Alimentaria señaló en un informe los riesgos que puede comportar la popular dieta Dukan para la salud.

Leer más.. »

Comer pan en la dieta, ayuda a cumplirla

Publicado 25th septiembre 2012 en Come sano

El pan está demonizado desde que este país tiene hábitos de alimentación más “modernos”. Pero tenemos que tener en cuenta que los hidratos de carbono son básicos para una buena dieta, por tanto debemos buscar el equilibrio.

Es más, el pan puede ser de ayuda si nos proponemos adelgazar. Un estudio español acaba de observar que el consumo de pan en una dieta de adelgazamiento no interfiere en la pérdida de peso y, además, facilita su cumplimiento y reduce el riesgo de abandono.

La investigación, se ha llevado a cabo por la Unidad de Nutrición Clínica y Dietética del Hospital de La Paz de Madrid, con la participación de  122 voluntarias.

Se las dividió en dos grupos; cada uno de ellos siguió dos dietas hipocalóricas equilibradas de 1.500 kilocalorías; una llevaba pan y otra no. El tratamiento incluyó, además, unas pautas de ejercicio físico y varias sesiones de educación nutricional.

Tras 16 semanas de seguimiento se logró mejorar el estado nutricional de las participantes, sin observarse diferencias significativasen la evolución de los marcadores antropométricos, bioquímicos o inflamatorios entre ambos grupos. Todas redujeron significativamente su peso corporal, el porcentaje de masa grasa, la circunferencia de cintura y la grasa visceral.

Leer más.. »

Dieta del chocolate

Publicado 16th mayo 2012 en Come sano

Llegan buenas noticias para los amantes del buen chocolate. Investigadores de la Universidad de California (San Diego, EEUU) publican un estudio que constata que las personas que más lo consumen tienen índices de masa corporal (IMC) más bajos que los menos ‘adictos’ al cacao.

Beatrice Golomb es la autora principal del ensayo que ha visto la luz en el último  ” Archives of Internal Medicine”. En declaraciones a ELMUNDO.es confirma: “Hemos comprobado que los que comen más chocolate a menudo tienen un IMC más bajo. Este hecho se produce a pesar de otros factores que pueden influir en los resultados como que no hacían menos ejercicio o consumían menos calorías”.

El chocolate ha demostrado “en varios trabajos tener asociaciones metabólicas favorables con la presión arterial, la sensibilidad a la insulina y los niveles de colesterol. Es rico en antioxidantes fitonutrientes como las catequinas lo que podría contribuir a su acción beneficiosa tanto en la sensibilidad a la insulina como en la presión sanguínea. Sin embargo, dado que el chocolate se consume como un dulce y tiene calorías, despierta preocupación relacionada con su ingesta y el aumento de peso“, declaran los investigadores en la introducción de su artículo.

Los científicos llevaron a cabo un estudio con 1.018 hombres y mujeres de entre 20 y 85 años a los que se les realizaron cuestionaros sobre su consumo de chocolate y otro tipo de alimentos como frutas y verduras además de la ingesta de calorías. Además, se tuvo en cuenta su IMC y cuántas veces al día (de los siete de la semana) practicaban ejercicio.

“Los participantes tenían una edad media de 57 años y el 68% era varón. La media de consumo de chocolate era de dos veces a la semana y se ejercía deporte más de tres veces cada siete días”, determinan los investigadores. Los datos revelan que aquéllos que más cacao ingerían gozaban de un IMC más bajo que los que menos lo consumían. “Estos resultados fueron reforzados tras llevar a cabo una serie de ajustes como la ingesta de calorías, la actividad física u otros factores que podían alterar los resultados”, se insiste en el trabajo.

Comentan, también los investigadores que “los productos de chocolate son a menudo ricos en azúcar y grasa, lo que contribuye al supuesto de que el cacao eleva el IMC. Ese trabajo no elimina la posibilidad de que algunos chocolates lo eleven, o que en algunos perfiles de personas suceda este efecto incluso con ingestas moderadas”.

Pese a todo, la doctora Golomb defiende que el estudio “amplía las asociaciones metabólicas favorables del chocolate. Ya se le había relacionado con una mejor sensibilidad a la insulina y con la disminución de la presión arterial, efectos metabólicos que a menudo se relacionan con el peso”. Dados todos estos datos, la científica y su equipo sugieren que se lleven a cabo más estudios ”en poblaciones porque merece la pena establecer los beneficios metabólicos del cacao”.

En cuanto a qué chocolate es el mejor para obtener las ventajas mencionadas, la directora del ensayo reconoce “que nuestro estudio no se ha ocupado de esta cuestión. Pero yo diría que influye su preparación. Se deberían evitar los que incluyen grasas hidrogenada en su elaboración. Lo importante es centrarse en los que estén elaborados con las únicas materias grasas procedentes de la manteca de cacao

Bibliografía: www.elmundo.es

Firmado Sara Gordo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...