Obesidad y riesgo para la salud

Publicado 9th diciembre 2013 en Patologías

El sobrepeso y la obesidad son problemas estéticos pero también una cuestión de salud, ya que predisponen a padecer un gran número de enfermedades asociadas, siendo la obesidad un riesgo para la salud y además un recorte de la esperanza de vida.

El sobrepeso y la obesidad van asociadas a la aparición tarde o temprano de enfermedades muy concretas o agravamiento de las ya existentes; por ello, la prevención y tratamiento del exceso de peso es uno de los puntos más importantes de la medicina preventiva, siendo considerado hoy en día como un problema de salud pública.

Los problemas asociados pueden ser:

§ Trastornos psicológicos: depresión, ansiedad, complejos y frustración que conllevan además disminución de la actividad física, agravando aún más el problema. Incluidos también las graves enfermedades como anorexia y bulimia.

§ Complicaciones respiratorias: asma bronquial, apnea del sueño (ronquidos y cortes respiratorios)

§ Problemas cardio-vasculares: hipertensión (en hombres y en mujeres menopausias), colesterol y triglicéridos en sangre, riesgo coronario, varices y fragilidad capilar.

§ Diabetes de la edad, que conlleva riesgos para el corazón.

§ Alteraciones metabólicas: colesterol, ácido úrico y glucosa todos sus niveles se pueden ver afectados en caso de obesidad.

§ Problemas digestivos: gases, dispepsias, gastritis, estreñimiento, etc.

§ Complicaciones cutáneas (de la piel): dermatosis por estrías, fragilidad en pliegues cutáneos, hiperpigmentación (manchas en la piel), infecciones por hongos y bacterias, hipersudoración,etc.

§ Alteraciones hormonales: dismenorrea (alteraciones de la regla), disminución de la fertilidad,etc.

obesidadEs importante perder peso de forma controlada ya que debe ser gradual y no afectar a la salud de forma perjudicial; se trata de perder peso pero no la salud. Por eso debe ponerse en manos de un profesional que le asesore y ayude. Estos son algunos de los efectos no deseados que puede ocasionar la pérdida de peso no controlada de forma correcta:

§ Si la alimentación es desequilibrada: hipotensión, anemia, carencia de vitaminas y minerales, bajada de las defensas (tendencia a las infecciones), por eso recomendamos seguir las pautas de su dietista y no comer menos de lo recomendado.

§ No realice ejercicio físico muy intenso, puede producir bajadas de azúcar, acetonuria y descompensación de masa muscular.

§ Movilización de cálculos renales o biliares, produciendo cólicos.

§ Adicción al adelgazamiento, no intente bajar más allá del peso indicado por su Dietista.

§ Debe controlar su tensión arterial y su peso periódicamente. Se recomienda realizar controles de seguimiento una vez acabado su régimen.

Fdo: Mónica Mª Gil Martínez

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Comments are closed.